Lo sentimos, pero su explorador no es compatible con Marsh.com

para una mejor experiencia, por favor actualice su navegador:

X

Blog: El riesgo en contexto

¿Qué es el Due Diligence de Riesgos y Seguros y para qué sirve?

Posted by Fernando Mena Jueves, 15 Junio 2017

Due Diligence es un término utilizado habitualmente en el ámbito de las adquisiciones empresariales para referirse al proceso de búsqueda de información sobre una empresa. El análisis incluye aspectos como su área de actividad, las posibilidades y perspectivas de futuro del negocio, y el estado de su activo y de su pasivo. 

El Due Diligence busca obtener toda la información necesaria para valorar y fijar de forma objetiva el precio final de una operación de adquisición de empresas, la forma de estructurar la transacción y la exigencia de garantías o, en caso contrario, la conveniencia de dar marcha atrás a la compra por la detección de riesgos o por la aparición de nueva información.

Dentro de este proceso se identifican tres tipos de análisis tradicionales, pero hay un cuarto que no debe pasarse por alto para tener un amplio conocimiento de la situación de las empresas, previo a cualquier fusión o adquisición.

Los análisis tradicionales contemplan:

1) Análisis Financiero: Se centra en verificar la información financiera proporcionada y evaluar el desempeño del negocio desde esta óptica. Considera áreas a analizar tales como ganancias, bienes, pasivo, flujo de fondos, deuda, administración, business plan, etc.

2) Análisis Fiscal-Contable: Es la investigación de los pasivos impositivos actuales y futuros de una empresa. Este análisis requiere una revisión de ciertos documentos fiscales por parte de profesionales con conocimientos especializados en el código tributario de las jurisdicciones aplicables.

3) Análisis Legal: Busca examinar el fundamento legal de una transacción. Abarca áreas que incluyen: estructura legal, contratos, préstamos, propiedad, litigios pendientes, etc.

Y un cuarto análisis:

4) Análisis de Riesgos y Seguros: Desde el punto de vista de los Riesgos Materiales, un consultor en seguros deberá tener claro qué tipo de operación está por analizarse, ya que las exposiciones serán auditadas en función de su naturaleza. 

El análisis de la información abarca:

• Tolerancia al Riesgo (Risk Tolerance)

• Experiencia Siniestral Histórica

• Zonas de Riesgo naturales y no naturales 

• Textos, Clausulas y Exclusiones en la póliza

• Validación de contrato o concesión alienados con las políticas internas de Gestión de Riesgo.

Realizar un análisis de Riesgo-Cobertura es de suma importancia en el proceso de Due Diligence frente a una fusión o adquisición, ya que ayudará a las empresas a identificar riesgos emergentes que puedan “alterar” las premisas de precio planteadas en las ofertas/escenarios originales, logrando así estabilidad en términos de precio y rentabilidad a futuro.