Lo sentimos, pero su explorador no es compatible con Marsh.com

para una mejor experiencia, por favor actualice su navegador:

X

INVESTIGACIÓN Y BOLETINES

Mirando hacia el futuro: ¿Qué tanto ha cambiado su visión de preparación tras los desastres de 2017?

Por Chandra Seymour, SVP MRC Reputational Risk and Crisis Management/Brink News Lunes, 30 Octubre 2017

A medida que los gobiernos, las empresas, las aseguradoras y otros hacen un recuento de las pérdidas económicas de las catástrofes naturales de este año, algunos ya están planeando lo que viene a continuación.

Según una encuesta realizada durante un reciente webcast de Marsh, alrededor de un tercio de las empresas encuestadas considera los huracanes Harvey e Irma, el tifón Hato, los terremotos en México y otros desastres como catalizadores para reevaluar su planificación de emergencia.

Un número algo sorprendente, sin embargo, dijo que no estaban seguros sobre si la serie de desastres de este año sería suficiente para impulsar tales medidas, y casi otro tercio dijo que no lo serían. Esto contrasta con las acciones de las autoridades gubernamentales de California, que después del terremoto del 19 de septiembre que sacudió a la Ciudad de México, no perdieron tiempo para instar a las comunidades y personas de su estado a prepararse para un inevitable "gran impacto".

Una cosa que quedó clara en las encuestas durante nuestro webcast es que el tema principal de la agenda de planificación de catástrofes de las empresas es cómo proteger a las personas y las propiedades durante un desastre, y hacer que sus negocios vuelvan a funcionar rápidamente. El enfoque en la interrupción del negocio por parte de los encuestados se alinea con otros estudios de la industria.

La planificación de la continuidad del negocio, vista como la más beneficiosa de lejos en nuestra encuesta, es la piedra angular de un programa de resiliencia general. Los planes que se desarrollan -y se practican- antes de un desastre deberían ayudar a los responsables a comprender los posibles impactos en las personas, la propiedad y las operaciones, y tomar decisiones de política / estrategia para abordar y gestionar esos impactos. Para lograr esto, las organizaciones deben realizar un análisis de impacto empresarial para determinar procesos, funciones y recursos críticos. Esto también ayudará a identificar redes críticas, aplicaciones y datos que se recuperarán.

Durante un evento, las medidas de respuesta de emergencia son fundamentales para la recuperación. La seguridad de la vida, la mitigación de eventos y la protección de los activos físicos son imperativas, por lo que es fundamental priorizar las acciones de respuesta, como la necesidad de evacuar, dar cuenta de todos los empleados y proteger las propiedades y los activos. Y después de una catástrofe, la importancia de la asistencia humanitaria no puede ser subestimada. El apoyo para los empleados y sus familias durante un evento debe incluir ayuda física, social, emocional y financiera, según sea necesario.

Una vez que se han abordado los problemas de seguridad de la vida, los planes de continuidad del negocio representan los procesos administrativos y logísticos para continuar o reanudar las operaciones y restaurar funciones comerciales críticas.

Tenga en cuenta que las comunicaciones de crisis también juegan un papel clave antes, durante y después de un evento. Durante un desastre, los mensajes centrales y las comunicaciones a los empleados, clientes, inversores y los medios deben reforzar las estrategias y las decisiones. Manténgase en contacto con sus empleados tanto como sea posible durante un evento. Facilite la comunicación bidireccional para determinar cuándo su gente puede regresar al trabajo y actualizar periódicamente a sus empleados sobre sus planes. Y cuando vuelva a abrir, considere regresar en turnos prioritarios.

Las cadenas de suministro no deben pasarse por alto

Una de las sorpresas de la encuesta es que solo el 22% consideró la resiliencia de la cadena de suministro como uno de sus dos riesgos principales, especialmente porque estar tan ligada a la opción número uno, la continuidad del negocio. Los huracanes de este año han mostrado impactos en la cadena de suministro en las industrias de agricultura, química, construcción, petróleo, farmacéutica y transporte, por nombrar algunos.

Cuantificar los impactos a largo plazo de estas tormentas tomará tiempo para clasificar. Pero las compañías que tienen más probabilidades de minimizar el daño a sus propias operaciones y al resultado final serán aquellas que previamente habían pensado en escenarios como Harvey o Irma.

En otras oportunidades les hemos pedido a los profesionales de riesgos sus opiniones sobre dónde podrían surgir riesgos críticos para sus organizaciones. La última vez que lo hicimos, los desastres naturales fueron superados por otras seis áreas de riesgo.

Después de los desastres en 2017, será interesante ver si cambian las prioridades. Dicho esto, independientemente de los riesgos encontrados, un sólido programa de resiliencia que abarque continuidad del negocio, respuesta a emergencias, gestión de crisis y elementos de recuperación de desastres /IT ayudará a garantizar una respuesta y recuperación efectivas.

Haga clic aquí para más noticias de Brink News (contenido en inglés).

Relacionado con:  Claims , Claims Management

Anterior

Mirando hacia el futuro: ¿Qué tanto ha cambiado su visión de preparación tras los desastres de 2017?

Por Chandra Seymour, SVP MRC Reputational Risk and Crisis Management/Brink News Lunes, 30 Octubre 2017

Siguiente

Mirando hacia el futuro: ¿Qué tanto ha cambiado su visión de preparación tras los desastres de 2017?

Por Chandra Seymour, SVP MRC Reputational Risk and Crisis Management/Brink News Lunes, 30 Octubre 2017