Lo sentimos, pero su navegador no es compatible con Marsh.com

Para una mejor experiencia, actualize por favor a un navegador compatible

X

INVESTIGACIÓN Y BOLETINES

La industria del cuidado de salud está lista para la disrupción

 


Por Barry Libert, John C Grady-Benson, Steve Schutzer, Megan Beck/Brink News

Las plataformas digitales son herramientas que permiten que las redes de personas se unan para conectarse, compartir información y realizar transacciones entre sí. Si los participantes son amigos y familiares, colegas y mentores, compradores y vendedores o médicos y pacientes, la plataforma digital permite a estas redes interactuar entre sí en formas más allá del mundo físico para hacer nuestra vida más fácil y mejor. Una vez establecidas, las plataformas digitales pueden escalarse fácilmente. A medida que crecen, crean un valor cada vez mayor para sus participantes.

La disrupción de las plataformas digitales ya se presentó de manera amplia en los mercados. Ejemplos conocidos incluyen Airbnb, que es uno de los hoteleros más valiosos pero no posee un hotel; Uber, que se ha vuelto más valioso que Ford y GM, pero no fabrica ni posee una flota de automóviles; Facebook, el editor más grande del mundo con 1,7 billones de escritores que también actúan como editores; y Amazon, que está navegando más allá de Walmart, centrándose en el comercio electrónico.

Estas empresas concentran sus inversiones en plataformas digitales en lugar de activos físicos, y usan la tecnología, los datos y las relaciones de sus redes para crear valor exponencialmente mayor de lo que una organización analógica jamás podría por sí sola. Este "efecto de red" ha llevado a la aparición de nuevos modelos empresariales y mentales.

La industria del cuidado de la salud -específicamente la atención médica- no es impermeable a estos nuevos modelos de negocio. Se ha aislado durante mucho tiempo de la disrupción debido a las complejidades de navegación de sistemas opacos de facturación, la deificación de los médicos, las regulaciones que suprimen la competencia, y otros factores. Pero ahora, el cambio está ocurriendo. Silicon Valley ha estado financiando una serie de startups que están interrumpiendo partes de la industria, y es más probable que lleguen.

Las plafaformas digitales solucionan problemas de atención de salud

A pesar de las décadas de arreglos propuestos, el sistema de atención de salud hoy permanece lamentablemente fragmentado, centrado en el médico, aislado, desconectado de las necesidades holísticas de los pacientes y en pésimas condiciones financieras. Considere las siguientes quejas comunes sobre el cuidado de la salud y cómo las nuevas herramientas, redes y plataformas digitales pueden abordarlos:

• Las visitas médicas para pacientes con trastornos comunes o crónicos todavía requieren que los pacientes acudan a la consulta y esperen, a menudo durante horas, para ser vistos

¿Qué hemos intentado? El uso de "médicos extensores", como las enfermeras practicantes, para aliviar la carga de trabajo de los médicos.

¿Qué debemos hacer? Permitir a los pacientes acceder a información y datos validados y compartidos sobre la atención de la salud, seguidos de una interacción conveniente con una red de médicos disponibles a través de plataformas en línea o videoconferencia.

• Los sistemas para coordinar la atención entre múltiples médicos que tratan a un paciente con una complicada condición médica son inadecuados, resultando en pruebas duplicativas e innecesarias, diagnósticos erróneos y resultados de salud deficientes.

¿Qué hemos intentado? Corresponde a los pacientes obtener y compartir sus registros con múltiples médicos, lo que implica una pérdida de tiempo y esfuerzo.

¿Qué debemos hacer? Crear herramientas para ingresar y almacenar registros de salud integrados a lo largo de todo el ciclo de atención, fácilmente accesibles para los profesionales involucrados en el cuidado del paciente, pero con salvaguardias de privacidad.

• El diagnóstico y tratamiento de muchos estados patológicos es un proceso complejo. Implica una profunda comprensión fisiológica de los sistemas corporales y exige una interpretación precisa de una multitud de informes de laboratorio e imágenes. Sin embargo, los médicos pueden verse limitados por sus experiencias singulares y, a menudo, toman decisiones médicas intuitivas y sin datos.

¿Qué hemos intentado? Los médicos tratan de mantenerse al día con una pila floreciente de  literatura médica y luego aconsejar a los pacientes a buscar múltiples opiniones.

¿Qué debemos hacer? Crear sistemas de aprendizaje artificial y de inteligencia artificial para mejorar la precisión de los diagnósticos y personalizar el tratamiento, o incluso crear plataformas para que los médicos puedan acceder a información colaborativa de pares más experimentados para casos difíciles.


• El cuidado preventivo para mantener una buena salud y evitar condiciones comunes relacionadas con el estilo de vida como la obesidad, la diabetes y las enfermedades del corazón sigue siendo una reflexión tardía. Los médicos se centran en la resolución de condiciones médicas, no en promover la buena salud. Muchos pacientes sólo interactúan con su médico, si acaso, una vez al año.

¿Qué hemos intentado? Asesorar a los pacientes para que cambien sus hábitos, con la esperanza de que lo hagan, y promover su visita en el próximo año.

¿Qué debemos hacer? Crear sistemas virtuales para pacientes y proveedores de atención de la salud que puedan controlar regularmente los hábitos de vida y las condiciones de salud e intervenir cuando sea necesario. Algunos dispositivos, conectados a través del Internet de Cosas, pueden capturar y enviar datos de forma inalámbrica a médicos y hospitales.

La tecnología que se necesita para implementar estas soluciones ya existe, y de hecho ha existido desde hace algún tiempo. Si bien a menudo se requiere una inversión inicial para crear la red, los costos continuos deberían reducirse drásticamente. El sistema haría que la interacción entre el paciente y el profesional médico fuera más eficiente y podría mejorar los resultados.

Sin embargo hay dos obstáculos en el camino de los avances: la mentalidad recalcitrante de la comunidad de la salud y la mano pesada de las regulaciones. A pesar de estas limitaciones, algunas organizaciones visionarias y startups están progresando.

• Se ofrecen cada vez más consultas médicas virtuales. Blue Cross Blue Shield de Massachusetts, por ejemplo, se ha asociado con el lanzamiento dela startup de telemedicina, American Well, para ofrecer a los pacientes el acceso a los médicos a través de videoconferencias.

• Las herramientas a domicilio para la captura de datos clínicos permitirán a los médicos ampliar la gama de condiciones que se pueden tratar con consultas virtuales. MedWand, por ejemplo, es un dispositivo que permite a los médicos medir de forma remota su ritmo cardíaco y niveles de oxígeno, y examinar sus ojos, oídos y garganta.

• Los pacientes con condiciones difíciles de diagnosticar pueden recurrir a CrowdMed, que utiliza información colaborativa para resolver casos médicos difíciles.

• La startup Practice Fusion ofrece software de registros electrónicos de salud basado en la nube. Este software agiliza los procesos para los médicos y simplifica las interacciones con las redes, incluidas las farmacias y los laboratorios. También permite a los pacientes acceder a sus registros de salud, resultados y prescripciones electrónicamente.

• La tecnología Blockchain, desarrollada originalmente para el sector financiero, está entrando en el espacio del cuidado de la salud como una manera de comunicar con seguridad los datos confidenciales entre una red de partes como investigadores, médicos y pacientes. Aunque aún se encuentra en una etapa inicial, una variedad de startups están encontrando usos novedosos para el Blockchain.

A medida que la crisis del cuidado de la salud empeora mientras la tecnología avanza, surgirán nuevas herramientas y plataformas que cambiarán nuestra noción tradicional de cómo la atención médica puede ser entregada. Pero no será sin desafíos.

Haga clic aquí para más noticias de BrinkNews (contenido en inglés)