Lo sentimos, pero su navegador no es compatible con Marsh.com

Para una mejor experiencia, actualize por favor a un navegador compatible

X

EL RIESGO EN CONTEXTO

Seguro de Garantía e Indemnización (W&I): características clave de los siniestros

Por Sarah Coutts Martes, 28 Agosto 2018

El aumento en el número de siniestros de Garantía e Indemnización (W&I, por sus siglas en inglés) se debe a la mayor aceptación en las colocaciones de seguros de W&I en los últimos años.

Si bien un Seguro de Garantía e Indemnización se considera una herramienta de Fusiones y Adquisiciones (M&A por sus siglas en inglés), sigue siendo una póliza de seguro que contiene obligaciones estándar que un asegurado debe cumplir para poder gestionar un siniestro exitoso. Las obligaciones generalmente incluyen obtener el consentimiento previo de las aseguradoras antes de incurrir en costos de defensa o resolver reclamos de terceros. Según algunas pólizas de W&I, estas obligaciones serán una condición previa a la responsabilidad, lo que significa que el incumplimiento de ellas liberará a las aseguradoras de responsabilidad para cumplir con un siniestro.

A continuación mostramos tres áreas clave que un asegurado debe reconocer al gestionar un siniestro bajo una póliza de Garantía e Indemnización:

Las aseguradoras siempre deberán investigar el siniestro. Sin embargo, es importante lograr un equilibrio entre proporcionar suficiente información a las aseguradoras para probar el siniestro (teniendo en cuenta qué información está disponible) y evitar que las aseguradoras retrasen injustificadamente el proceso de gestión del siniestro a través de solicitudes de información falsas. Los asegurados deben estar preparados para compartir información relevante, dar suficiente tiempo para el análisis de pólizas y comprender que las aseguradoras pueden desear la opinión de asesores externos.

Las pólizas de Garantía e Indemnización tienden a no aplicar los derechos de subrogación (aseguradoras que demandan en nombre del asegurado) contra los garantes/vendedores, excepto cuando el incumplimiento de la garantía fue fraudulento. Cuando se investiga si una infracción fue de hecho fraudulenta, se debe considerar un enfoque equilibrado ya que la investigación puede ser difícil o comercialmente sensible. Las aseguradoras están naturalmente nerviosas de perder el derecho a recuperarse de un tercero. Cuando hay una indicación de fraude (o hasta que se demuestre la ausencia de fraude), los asegurados también deben tener cuidado de preservar los derechos de subrogación de las aseguradoras.

Los siniestros de Garantía e Indemnización pueden llevar a preguntas complejas en cuanto a la valoración de la pérdida. Si el incumplimiento es una garantía de litigio, la cuantificación puede ser sencilla, como la cantidad pagada al tercero demandante, pero cuando el incumplimiento puede haber afectado el valor de la empresa, cuantificar la pérdida es más difícil. Cuando se utiliza un multiplicador, pueden surgir preguntas sobre la valoración de una empresa privada y el impacto real sobre esa valoración, por ejemplo, ¿cuál es la diferencia real entre el precio pagado y el verdadero valor de la empresa? A menudo, los asegurados y las aseguradoras requerirán contadores expertos para llegar a un consenso sobre la pérdida.

Es importante que los asegurados consideren estos matices en el momento de la colocación y al inicio del siniestro, tanto para maximizar la recuperación como para comprender los probables procesos y escalas de tiempo involucradas en la resolución de un siniestro de Garantía e Indemnización.

 

El Riesgo en Contexto   Claims

Sarah  Coutts

Advocate, Complex Claims and Disputes Team