Responsabilidad financiera y profesional

Los especialistas en responsabilidad financiera y profesional de Marsh pueden diseñar soluciones que le ayuden a proteger su empresa y a sus empleados, lo que le permitirá centrarse en su negocio.

Las organizaciones mundiales actuales se enfrentan a un número sin precedentes de amenazas, desde riesgos de ciberseguridad y filtraciones de datos hasta inestabilidad política, cambios normativos y legales que cambian rápidamente, crisis de imagen pública e incluso delincuencia organizada. A esto se añade la amenaza continua de la pandemia de COVID-19, que sigue afectando a empresas de todo el mundo.

Puede que le resulte abrumador tratar de abordar todos estos riesgos por su cuenta. El equipo de Prácticas de responsabilidad financiera y profesional de Marsh (FINPRO, por sus siglas en inglés) está a su disposición para ayudarle. Nuestros asesores de FINPRO cuentan con experiencia especializada y de larga trayectoria en el sector para ayudarle a identificar y gestionar los riesgos de su empresa. Al trabajar en colaboración con otras empresas de Marsh McLennan, ofrecemos soluciones integrales que respaldan la innovación y el crecimiento de su organización al proteger a su empresa del aumento de las exposiciones legales y normativas. Esto le permite aumentar el valor para los accionistas y, al mismo tiempo, lograr sus objetivos de gestión de riesgos.

El liderazgo de Marsh en el sector establece el nivel en cuanto a los servicios de asesoría de gestión de riesgos y seguros ejecutivos. Independientemente de los riesgos a los que se enfrente su empresa, nos comprometemos a ayudarle a llevar a cabo su negocio con confianza.

Our expertise

Preguntas frecuentes generales

Cada organización se enfrenta a sus propios riesgos de responsabilidad financiera y profesional, en función del tipo, el tamaño, la plantilla y los procesos del sector, pero varios son más comunes en todos los ámbitos.

Un riesgo cada vez mayor que afecta a la mayoría de los sectores, dada la creciente dependencia de tecnología y datos digitales en rápida evolución, es que la ciberseguridad, con ataques y vulneraciones destructivas de alto perfil, se está convirtiendo en un fenómeno habitual en todo el mundo. Los equipos de ciberseguridad y los líderes empresariales de muchas empresas no pueden mantenerse a la vanguardia de los riesgos emergentes y deben adoptar un enfoque reaccionario para hacer frente a las situaciones de crisis.

Otros riesgos financieros y profesionales de responsabilidad civil van desde delitos de guante blanco hasta errores empresariales y transaccionales cotidianos, volatilidad del mercado bursátil, incumplimiento de estándares normativos del sector cada vez más estrictos y acoso sexual. Además de esto, también existe el grave riesgo de secuestro y rescate de los empleados. Las consecuencias financieras de todos estos riesgos se pueden abordar a través de un plan de gestión de riesgos y seguro de responsabilidad civil financiera y profesional con la ayuda de asesores de confianza.

Las organizaciones se enfrentan hoy en día a muchos riesgos que impulsan la necesidad de planes estratégicos de gestión de riesgos y seguros de responsabilidad financiera y profesional. Estos riesgos suelen estar relacionados con las vulneraciones de la seguridad informática y la ciberseguridad, los derechos de propiedad intelectual y la infracción de patentes, los retos jurisdiccionales locales y globales, las decisiones o conductas de directivos y administradores, la prestación de servicios profesionales, las prácticas de empleo y las fusiones y adquisiciones. Sin las estrategias adecuadas de gestión de riesgos y seguros, su empresa podría enfrentarse a consecuencias financieras y de reputación que pueden ser difíciles de superar.

Gracias a nuestro enfoque basado en datos líder del sector, nuestros especialistas de FINPRO pueden ayudarle a evaluar y comprender sus riesgos. Le ayudaremos a mitigar y gestionar sus exposiciones para que pueda tomar decisiones informadas sobre los riesgos y mejorar la resiliencia de su negocio.

Hay una serie de pólizas de responsabilidad financiera y profesional disponibles que se pueden adaptar para abordar sus riesgos concretos.

Una forma común de seguro de responsabilidad financiera y profesional ofrece protección en situaciones de supuesta negligencia profesional o errores y omisiones. A veces se le denomina seguro de errores y omisiones. La mayoría de las organizaciones conservan alguna forma de seguro de responsabilidad financiera y profesional que se ajusta a esta descripción.

Otro seguro de responsabilidad financiera y profesional que podría plantearse es el seguro de responsabilidad de directivos y administradores y las pólizas relacionadas con la ciberseguridad, así como el seguro que proporciona apoyo en situaciones de secuestro que exigen un rescate. En función del sector en el que preste servicio su empresa, es posible que haya opciones de seguros más especializadas disponibles.

A la hora de gestionar el riesgo de responsabilidad financiera y profesional, la prevención debe ser el enfoque principal de su empresa. El primer paso consiste en identificar y evaluar los riesgos reales y potenciales dentro de su organización. Esto se logra mejor mediante una combinación de conversaciones con las partes interesadas internas y externas, así como consultas con asesores de riesgo experimentados, que pueden evaluar los riesgos a los que se enfrenta su empresa e identificar riesgos que no eran inmediatamente obvios.

Una vez identificadas las exposiciones potenciales, es una buena idea avanzar en la creación de una estrategia formal de gestión de riesgos. Su estrategia debe detallar cómo se evitarán o transferirán los diversos riesgos y cómo responderá la empresa si se producen.

El seguro de responsabilidad de gestión proporciona diversas coberturas centradas en las pérdidas financieras derivadas de los costes de defensa legal, juicios o acuerdos de demandas. Abarca el seguro de responsabilidad civil y de prácticas laborales de los directivos y administradores, pero también cubre la responsabilidad fiduciaria, los delitos y el secuestro y rescate. Está diseñado para ayudar a las empresas públicas, privadas y sin fines de lucro a abordar los diversos riesgos legales que pueden surgir de las actividades de gestión diarias.

El seguro de los directivos y administradores de una empresa los protege cuando se les acusa de haber actuado mal en el desempeño de sus labores de gestión. El seguro de los directivos y administradores se vuelve especialmente crítico cuando una empresa no puede o se niega a indemnizar a sus directivos y administradores, lo que normalmente sucede en el contexto de litigios derivados o situaciones de insolvencia. El seguro de los directivos y administradores protege los activos personales de estos directivos y administradores individualmente cuando la empresa a la que prestan servicios no está dispuesta o no puede pagar sus costes de defensa ni cualquier liquidación o fallo por el que sean responsables.

Cuando se produce una adquisición, el seguro de responsabilidad para directivos y administradores, el seguro de responsabilidad por prácticas laborales y el seguro fiduciario, cibernético y de errores y omisiones pueden verse afectados. Sin embargo, todas las pólizas en vigor deben revisarse para determinar si deben continuar, aumentarse o cancelarse en función de su situación de adquisición específica.

Si su empresa está considerando la posibilidad de convertir una filial una empresa pública nueva y distinta, debe evaluar dos categorías importantes de seguro de responsabilidad financiera y profesional: 1) cobertura para reclamaciones basadas en hechos ilícitos alegados antes de la escisión; y 2) cobertura para hechos ilícitos alegados después de la escisión. La cobertura se debe adaptar para seguir las disposiciones de responsabilidad del acuerdo de transacción. Además, pueden ser necesarias otras coberturas para que la nueva entidad se proteja a sí misma de forma directa, como fiduciarias y de prácticas laborales, de delitos y de secuestros y rescates.

Un fiduciario es alguien que gestiona inversiones, como un gestor de fondos de pensiones. El seguro de responsabilidad fiduciaria protege los activos personales de esos fiduciarios y fideicomisarios de los costes de defensa y sanciones si son demandados por decisiones que toman en nombre de un plan de beneficios para empleados u otros inversores.

El seguro de responsabilidad por prácticas laborales (también conocido como EPL o EPLI, por sus siglas en inglés) está diseñado para responder a reclamaciones que alegan acoso sexual, discriminación, represalias y otros actos ilícitos relacionados con el empleo. Son potencialmente uno de los riesgos más perjudiciales de una empresa y están suscitando fallos de indemnización por daños y perjuicios cada vez mayores en los tribunales de EE. UU. y otras jurisdicciones. Las demandas de responsabilidad por prácticas laborales no solo pueden provocar perjuicios económicos, sino también daños irreparables a la reputación de una organización.

Las reclamaciones de responsabilidad por prácticas laborales se encuentran entre las más comunes contra las empresas y pueden presentarse en nombre de un perjudicado o reclamante individual o de una clase de individuos. Las decisiones sobre el empleo en torno a los despidos por la COVID-19 y la vuelta al trabajo han acentuado los riesgos a los que se enfrentan las empresas en este ámbito.

Una exposición de responsabilidad a menudo pasada por alto en el negocio es la de errores y omisiones. Por definición, los errores y omisiones son actos, errores u omisiones reales o presuntas, declaraciones erróneas, declaraciones engañosas o incumplimientos del deber fiduciario u otro deber cometido al prestar o no prestar servicios profesionales.

Es probable que desee considerar el seguro de errores y omisiones si:

  • Proporciona un servicio por una tarifa, especialmente en tecnología.
  • Proporciona servicios de instalación, integración, soporte, mantenimiento o relacionados.
  • Fabrica, distribuye o vende software informático, hardware, productos de telecomunicaciones o componentes.
  • Desarrolla, publica, difunde o distribuye contenido (independientemente de si cobra por él o no).

Our people

Image placeholder

Javier Ybarra

Director de FINPRO - Riesgos Financieros y Profesionales

  • Spain