Lo sentimos su navegador no puede visualizar Marsh.com

Para una mejor experiencia le sugerimos actualizar su navegador:

X

Blog: El riesgo en contexto

3 maneras de facilitar el proceso de reclamos por interrupción de negocios

Por Edward McKenna Lunes, 01 Mayo 2017

Dos de cada cinco negocios han sufrido una pérdida de interrupción en los últimos cinco años, según la Encuesta de Interrupción Empresarial RIMS de 2017. El desafío más grande para las compañías que manejan reclamos por interrupciones de negocio (BI, por sus siglas en inglés) es la cuantificación precisa de las pérdidas.

Ya sean catástrofes naturales, interrupciones en la cadena de suministro, riesgos cibernéticos u otros factores, las reclamaciones de BI se encuentran entre las más importantes que las organizaciones deben resolver. Pero administrar eficazmente estas reclamaciones -incluyendo maximizar su recuperación de seguros- requiere una estrategia clara.

A continuación presentamos tres pasos que pueden seguir para resolver de manera más eficiente y eficaz su siguiente reclamación de BI.

Estimación precisa de las potenciales pérdidas

Una valoración apropiada y establecer límites son dos procesos críticos para una recuperación exitosa. Su potencial pérdida por BI podría ser mucho mayor que el daño a la propiedad sufrido en el evento. La creación de un programa de un seguro de BI eficaz requiere una evaluación de riesgo en profundidad de su negocio, sus operaciones y cómo una pérdida de BI puede afectar sus resultados. Entre otros factores, debe considerar las interdependencias de la cadena de suministro, la capacidad redundante, las demandas cambiantes de los clientes y las tendencias del mercado.

Una vez que tenga los resultados de esta evaluación, puede calcular su valor de BI en riesgo y tomar decisiones más inteligentes sobre cuánta cobertura de seguro comprar, los períodos de indemnización apropiados y las extensiones de cobertura necesarias. Después de una pérdida, puede asignar recursos internos de manera más efectiva y formular medidas de mitigación basadas en sus necesidades específicas. Por ejemplo, cambiar temporalmente la fabricación a plantas alternativas, usar fabricantes de terceros o reubicar personal durante las renovaciones.

Crear una red de soporte

Antes de una pérdida, usted debe armar un equipo de gerentes de operaciones, contadores forenses, defensores de reclamaciones de propiedades, directores de proyectos de reclamación, controladores, ingenieros y otros. Muchas pólizas de seguro contienen cobertura de honorarios profesionales específicamente para el uso de estos recursos en la preparación y resolución de reclamos de seguros.

Después de una pérdida, puede activar estos recursos que lo ayudarán a:

• Determinar el impacto total de una pérdida en sus operaciones.
• Planificar la reanudación de las operaciones.
• Detallar sus pérdidas.
• Calcular cuánto ingreso se perdió potencialmente.
• Presente sus cálculos de impacto financiero a los aseguradores.

Organizar un equipo de respuesta

Más allá de gestionar el proceso de seguro, después de una pérdida tendrá que responder a varias preguntas. ¿Cómo se mantiene nuestra cadena de suministro? ¿Necesitamos reemplazar algún equipo especializado? ¿Cómo podemos garantizar condiciones de trabajo seguras y limpias para nuestros empleados?

Un equipo de respuesta - establecido antes de una pérdida - puede ayudarlo a resolver estos y otros problemas. Con una formación y pruebas adecuadas, este equipo se puede movilizar rápidamente y acceder a los recursos adecuados para ayudarle a regresar más rápidamente a sus operaciones normales.